• Babynova

Tus hijos pueden tener el síndrome del "niño caracol" y tú ni en cuenta.

Por: Fernanda Rascón


Con la aparición de la pandemia, gran parte de las personas nos hemos tenido que quedar todo el día en casa y esto incluye a las y los niños como medida de seguridad para evitar los terribles contagios. Esto sin duda, ha traído como consecuencia que los pequeños tengan una mayor adicción a los aparatos electrónicos, en especial a las tabletas, teléfonos celulares y computadoras.




Y es que refugiarse en dichos dispositivos, puede causar sin que como padres se den cuenta, que tu hijo o hija desarrolle el "síndrome del caracol", lo que puede conllevar a que en determinado tiempo tengan fobia a salir al exterior. Éste síndrome surgió en Japón y con el paso de los años se ha ido extendiendo por el mundo.



Se define como: cuando las y los niños no quieren abandonar su habitación, ya que solo viven obsesionados con todas las conexiones que les permita tener internet. Solo les importa su mundo virtual, ya que no hay necesidad de salir de su habitación o de su sala.


Para que esto no ocurra es necesario que atiendas a las siguientes señales o síntomas del síndrome del "niño caracol" y si tus hijos ya presentan algunas, es momento de que comiences a actuar para que no tengan consecuencias mayores.


Señales:

  1. Quedarse en la habitación conectado a los dispositivos electrónicos por más de 8 horas continuas.

  2. Cambios de humor repentinos cuando no hay acceso al internet o incluso a las redes sociales.

  3. El o la menor genera una "burbuja" en la que aísla en su habitación o en su casa e interactúa únicamente con cosas electrónicas.


Estar a la sobre exposición de los aparatos electrónicos causa en las y los niños trastornos del sueño, ya que gracias a la hiperexitación que trae el uso de dichos instrumentos, resulte más difícil conciliar el sueño e incluso puede llegar a reducir las horas de sueño que los menores necesitan para su desarrollo.


Con base a lo anterior, los expertos recomiendas a los padres restringir en los pequeños el uso de dispositivos electrónicos con pantalla táctil, en especial en las horas de la noche. Es decir, que sean solo pocas horas al día; la clave es que tus hijos aprendan a equilibrar su tiempo con otras actividades, a sacarles provecho y a limitar el uso de las tecnologías.




11 vistas0 comentarios